sábado, 17 de septiembre de 2011

35 años de lucha: algo más que un boleto estudiantil

El 16 de septiembre de 1976, en un operativo montado por el Batallón 601 del Servicio de Inteligencia del Ejercito y la Policía de la Provincia de Buenos Aires, un grupo de adolescentes fue secuestrado en la ciudad de La Plata como “castigo” por reclamar ante el Ministerio de Obras Públicas la creación del boleto estudiantil secundario. El hecho, conocido como la Noche de los Lápices, significó la desaparición de María Claudia Falcone, Daniel Alberto Racero, María Clara Ciocchini, Francisco López Muntaner, Claudio De Acha y Horacio Ungaro. Cuatro de los estudiantes secuestrados sobrevivieron a las posteriores torturas y traslados impuestos por la dictadura: Gustavo Calotti, Pablo Díaz, Patricia Miranda y Emilce Moler. Para estos militantes de la escuela secundaria esa lucha fue parte de otra más grande por un nuevo proyecto de país. Que la memoria colectiva los conserve como lo que fueron y serán siempre: héroes de una gesta por y para el pueblo de la República Argentina.